Home / Especial / ¿PUEDEN SER LOS GOBIERNOS MUNICIPALES GOBIERNOS CORPORATIVOS?

¿PUEDEN SER LOS GOBIERNOS MUNICIPALES GOBIERNOS CORPORATIVOS?

En los 80, México se planteó la necesidad de adelgazar la estructura gubernamental en áreas que no se consideraban prioritarias, ni tampoco fundamentales para el país. Por ello, en los 90 se vendieron a particulares casi el 80 por ciento de las empresas que el estado administraba (de aproximadamente mil 200 ahora solo quedan 200).

 

Las empresas públicas y las  paraestatales tienen una carga económica y un enorme impacto social en nuestro país, como la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Petróleos Mexicanos (Pemex), el ISSSTE, el IMSS, o el INFONAVIT. Estas paraestatales nos hablan de la importancia del crecimiento social y económico.

 

La gran pregunta es: ¿pueden estas empresas ser de corte corporativo? Es decir, ¿se pueden manejar con transparencia, eficiencia y con números negros las arcas municipales? Lograr esto sería extraordinario.

 

En el 2005 la OCDE publicó los “Lineamientos de gobierno corporativo para empresas propiedad de Estado” con los que se pretende aplicar prácticas de gobierno corporativo a todas las organizaciones del Estado, lo que ayudaría a agregarles valor en términos de transparencia, confianza y credibilidad


Este documento, que hace énfasis en la falsa premisa de que el gobierno corporativo es aplicable solo para empresas privadas que cotizan en bolsa, busca asegurar que las empresas estatales cuenten con un campo de acción a través de una clara separación entre el Estado como propietario y la entidad reguladora. También busca permitir una mayor flexibilidad en las estructuras de capital y reducir la interferencia política dentro de la administración de las entidades oficiales,  mediante la nominación de consejeros de forma transparente, basada en competencias y habilidades.

 

Implementar un gobierno corporativo significaría un enorme avance en las finanzas públicas y en el contexto social en cuanto a la apreciación que se tiene de los entes gubernamentales.

 

¿Podríamos imaginar un gobierno municipal donde el tesorero y el contralor fuesen elegidos por un examen de oposición y que su jurado fuese electo entre los más destacados universitarios y cámaras representativas de la comuna? ¿Se imaginan ustedes el salto cualitativo que tendría dicha propuesta?

 

Ya no se trata de poner en dichos cargos a los amigos o a los compromisos del representante del poder ejecutivo en turno, se trata de darle transparencia al cargo y que sus titulares gocen de la fama adquirida en sus profesiones y le den la cara a la ciudadanía con sus actos y por sus actos.

 

Me parece que debemos pugnar porque los ayuntamientos en nuestro estado sean gobiernos corporativos, donde los recursos se manejen con la misma transparencia que en las empresas públicas y no se utilicen los recursos de manera oscura y por debajo de la mesa.

 

El gobierno corporativo en entidades públicas constituye un mecanismo para asegurar un esquema sostenido en la actuación del sector público, en que la gestión de estas instituciones sea predecible, legal y garantice un proceder transparente y correcto, en función del interés público.

 

Sí podemos hacerlo y debemos llevarlo a cabo.

 

Gobiernos municipales corporativos.

 

 

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

x

Check Also

AL RESCATE DE “LA TALLERA” EN EL PARQUE SIQUEIROS

En sesión ordinaria del Cabildo, celebrada esta tarde en el Museo de la ciudad, fue ...

This site is protected by wp-copyrightpro.com